SIGNOS DE NUESTRO TIEMPO Grecia: encerrada en profunda crisis económica

POR: RAYMUNDO ISIDRO ALAVEZ

Grecia transita por una acentuada crisis económica, es de recordar, dicha dificultad se inició por la falta de dinero por parte del gobierno para pagar la pensión de los jubilados de las dependencias gubernamentales, es decir de los burócratas. Las condiciones económicas en la que viven los moradores de ese país ubicado en el continente europeo ha propiciado incertidumbre, los escasos ahorradores que aún quedan tratan de ser preventivos, una de las formas es proteger lo poco o mucho que les queda de su peculio, la tratan de retirar, por eso, a fines de la semana pasada los diarios nacionales e internacionales muestran imágenes de grandes filas de personas ante los cajeros bancarios para hacer retiros de dinero.

La crisis económica de Grecia tuvo sus primeras manifestaciones desde inicios de la década de los noventas, comentan algunos analistas que el gobierno en turno, lo oculto mientras pudo, aportó datos simulados para lograr su inserción a la Unión Europea, de esta manera tratar de respaldar su moneda valida en la eurozona, que es el euro, sin embargo el aprieto económico es descubierta en 2004. El gobierno griego tuvo que pedir asistencia a la Unión Europea, lo mismo que al Banco Central Europeo (BCE), que es su principal institución financiera y el Fondo Monetario Internacional (FMI).

En conjunción del BCE y el FMI ratificaron el propósito de apoyar con 110,000 millones de euros en abril de 2010, al año siguiente en el mes de julio aportaron otros 109, 000 millones de euros, con esta actitud de aparente ayuda el BCE compra la deuda con el fin de evitar una crisis monetaria en el euro, de igual manera una crisis política en la zona que conforma la Unión Europea. De allí las palabras del Presidente del BCE Mario Draghi "Haré lo necesario para sostener el euro".

La crisis económica de los helenos contrajo una crisis política, se vio en la necesidad de realizar nuevas elecciones en ese país, en donde prevalece el régimen parlamentario, es nombrado a Alexis Tsipras el Primer Ministro, el encargado de aplicar las medidas políticas y económicas en Grecia. Tal vez, para reafirmar su simpatía que le tienen sus simpatizantes, en últimos días acusa a sus prestamistas BCE y a FMI por intentar de demeritar la capacidad de los griegos de solventar su contrariedad económica en la que se encuentra. Por eso, el pasado sábado por la mañana ha convocado a un referéndum sobre la última propuesta de la Unión Europea, este grupo económico y político considera que Grecia debe mantenerse con esta organización.

El referéndum es una práctica de los regímenes democráticos, distinguida por la participación de la ciudadanía en forma directa, sólo que tiene la característica de ser aplicada en las organizaciones sociales y políticas donde son consultados en forma permanente sobre los asuntos públicos, para esto el consultado debe tener la información y el conocimiento de las condiciones política y económicas de la sociedad consultada. El inconveniente de esta forma de tomar decisiones es la manipulación de las asambleas, sesgando la información, por consiguiente a veces es un recurso de la demagogia y solo se realice con fines de afirmación del dirigente que lo proponga para ratificar su posición.

El referéndum incurre en el inconveniente de obtener soluciones es fruto de la emotividad, es decir, los resultados conseguidos son por el apasionamiento, además, es en forma espontánea de parte de los participantes en las reuniones y en los congresos. El referéndum involucra la participación del pueblo, entendida este término por los ciudadanos, por medio de la consulta directa. La aceptación o el rechazo de los ciudadanos implican a la obligación de participar no solo con decisiones sino también con acciones.

En fin, los acreedores consideran que la salida de la crisis económica de Grecia es con la ayuda de ellos, en tanto, Jüiren Habermas, connotado filósofo y sociólogo de nacionalidad alemana, conocedor de la situación económica mundial, es uno de los sobrevivientes de los pensadores de la Teoría Crítica o Escuela de Frankfurt, teoría que explicó las novedades de la modernidad, su dedicación a la academia y a la escritura de varias obras. Habermas ha sugerido "domesticar el capitalismo", también ha externado su punto de vista ante las circunstancias en la que atraviesa Grecia y dice: "son los ciudadanos, no los banqueros, quienes tiene que decir la última palabra sobre las cuestiones que afectan al destino europeo"